Perspectiva: Lineamientos para la implementación de enfoques de nutrición personalizada que benefician a la salud y la función

Se ha demostrado que los enfoques de Nutrición Personalizada (NP) ayudan a impulsar el cambio de comportamiento e influyen positivamente en los resultados de salud. Esto llevó al aumento del desarrollo de programas de NP disponibles a nivel comercial, que utilizan diversas formas de información a nivel individual para proporcionar servicios y productos para los consumidores.

La falta de una definición aceptada sobre NP o de una serie de lineamientos establecidos para su implementación, crea barreras para la credibilidad y la eficacia.

Para abordar estos puntos, ILSI Norte América ha reunido a un panel multidisciplinario. En este artículo se propone una definición de NP: “La Nutrición Personalizada utiliza información específica del individuo, fundada en la ciencia basada en la evidencia, para promover cambios en el comportamiento de la dieta que pueden resultar en beneficios medibles para la salud”. Además, se proponen 10 principios rectores para el acercamiento a la NP:

1. Definir potenciales usuarios y beneficiarios
2. Utilizar métodos de diagnóstico y medidas validados
3. Mantener la calidad y relevancia de los datos
4. Derivar recomendaciones basadas en datos de modelos y algoritmos validados
5. Diseñar estudios de NP en torno a las necesidades y resultados validados de salud o función individual
6. Proporcionar evidencia científica rigurosa para un efecto sobre la salud o la función
7. Brindar herramientas fáciles de utilizar
8. En individuos sanos, alinearse con las recomendaciones para la población
9. Comunicar en forma transparente sobre los posibles efectos
10. Proteger la privacidad de los datos individuales y actuar responsablemente

Estos principios buscan establecer una base para el enfoque responsable de la investigación y la práctica basada en evidencia de la NP, y funcionar como invitación para ampliar el diálogo público. Se han identificado muchos desafíos para que la NP continúe ganando aceptación, incluida la definición del continuo salud-enfermedad, la identificación de biomarcadores, el cambio de los marcos regulatorios, la accesibilidad y la medición del éxito. Aunque los enfoques de NP son prometedores para la salud pública en el futuro, se necesita más investigación sobre la precisión de la medición de la ingesta alimentaria, la utilización y la estandarización de los enfoques de sistemas, y la aplicación y comunicación de evidencia.

Accedé a más información sobre esta publicación aquí